Todo lo que debes saber de la nueva Ley del Cambio Climático

nueva Ley del Cambio Climático

nueva Ley del Cambio Climático
España toma la iniciativa en lo que a transición energética se refiere. Así lo ha comunicado la ministra portavoz Teresa Ribera tras el último Consejo de Ministros. En la rueda de prensa posterior, Ribera ha anunciado la aprobación de la nueva Ley del Cambio Climático. Con esta norma se pretende que nuestro país alcance la neutralidad de emisiones y la descarbonización de la economía para el año 2050.

Este Proyecto de Ley de Cambio Climático y Transición Energética (PLCCTE) tendrá que ser ahora validado por los diferentes grupos parlamentarios del Congreso de los Diputados. Posteriormente, se procederá a su tramitación y correspondiente debate en la Comisión de Transición Ecológica.

El Gobierno ha dado así luz verde al borrador presentado en febrero de 2019, donde se recogían ya algunas de las medidas que presenta esta nueva Ley del Cambio Climático. El ejecutivo impulsa así la transición ecológica para la reconstrucción económica de España tras la crisis sanitaria por la COVID-19.

Construir una nueva economía más sostenible

Esta nueva Ley del Cambio Climático es presentada por el Ejecutivo como la base sobre la que construir los cimientos de una nueva economía más verde.

De este modo, España hace los deberes a la hora de cumplir con los objetivos marcados por la Comisión Europea en el Acuerdo de París, así como en el Pacto Verde. Desde las instituciones comunitarias llevan años motivando a los países miembros a optar por modelos económicos más modernos y adaptados a los tiempos que corren. La sostenibilidad debe jugar un papel clave. Si bien, España ya ha comenzado su andadura.

En esta línea, la ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Teresa Rivera, ha señalado que la lucha contra la emergencia climática y la transición energética son los “dos grandes ejes” sobre los que pivota la reconstrucción social de España. Además, ha destacado que se trata de un proyecto “para todo un país” y un “pacto intergeneracional”. En él, los más jóvenes han de ser los herederos de estas políticas que se aplican hoy.

Meta: año 2050

España fijará por ley sus objetivos nacionales de reducción de emisiones de gases de efecto invernadero. El deseo es alcanzar su independencia de los combustibles fósiles en 2050. Mientras tanto, hay que esforzarse por reducir y compensar todas las emisiones de CO2 de manera que el balance sea cero.

La ministra ha afirmado que esta nueva Ley del Cambio Climático llega en un momento donde “es más necesaria que nunca”. Asimismo, la transición ecológica para la reconstrucción económica de España trae consigo un gran impulso al empleo y la innovación.

Principales medidas de la nueva Ley del Cambio Climático

A continuación, enumeramos las grandes medidas que componen el Proyecto de Ley de Cambio Climático y Transición Energética. Su gran objetivo es que en 2050 se haya producido la tan deseada descarbonización de la economía nacional.

• Objetivos climáticos cuantitativos

En 2030 las emisiones españolas tendrán que haberse reducido al menos un 20% respecto a a las cifras de 1990. Por tanto, en dicho ejercicio, al menos el 35% del consumo final de energía tendrá que ser de origen renovable. En el caso del sistema eléctrico, la presencia renovable tendrá que ser mínimo de un 70%.

De este modo, en 2050, el 100% del sistema eléctrico deberá ser de origen renovable y el consumo de energía primaria deberá ser un 35% menor.

En cuanto a las subastas de renovables, se espera que comiencen este mismo año. Estas no contarán con un objetivo mínimo de 3.000 MW al año.

Aquí, empresas dedicadas a la energía solar fotovoltaica, como Quantum Energía Verde, jugaremos un papel crucial. Impulsaremos el logro de esa sostenibilidad tanto en los hogares como en las empresas.

• Más energía nuclear y menos carbón

Según el Plan Nacional Integrado de Energía y Clima (PNIEC), se plantea el cierre de las centrales térmicas de carbón de aquí a 2025. Por su parte, se potenciará el desarrollo de las centrales nucleares.

• Edificios y empresas eficientes energéticamente

La rehabilitación de edificios, así como la construcción de nuevos residenciales e industrias deberán ir de la mano del autoconsumo fotovoltaico. Empresas fotovoltaicas como Quantum Energía Verde pueden ayudarte a realizar un estudio sobre tu consumo de cara a contar con el mejor montaje de placas solares para viviendas o placas solares para empresas. Plenamente adaptado a tus necesidades, para ahorrarte dinero y quebraderos de cabeza. Asesoramiento profesional en todo momento.

Asimismo, ponemos al alcance de nuestros clientes de empresas diferentes modalidades de financiación como el PPA fotovoltaico, leasing fotovoltaico o renting fotovoltaico, entre otros.

• Adiós a los coches diésel y gasolina en 2040

La intención de la Administración es fomentar medidas para que el parque de turismos y vehículos comerciales ligeros en 2050 genere cero emisiones de CO2.

Para este fin se instalarán progresivamente puntos de recarga en las estaciones de servicio. Proliferará así el montaje de cargadores para coches eléctricos por todos los municipios, una tarea en la que Quantum Energía Verde ya dispone de experiencia. Si necesitas ampliar información sobre cómo montar un cargador de coche eléctrico, solicítanos información sin compromiso.

• Plan de inversiones

Según informaciones de El Periódico de la Energía: “El Gobierno estima que el proceso de la transición ecológica pueda atraer la movilización de 200.000 millones de euros de inversión hasta 2030 y crear entre 250.000 y 350.000 empleos netos. El proyecto de ley contempla que la movilización de inversiones, el ahorro de energía y la mayor presencia de renovables conllevarán que el Producto Interior Bruto (PIB) crezca en torno al 1,8 por ciento en 2030 respecto al mismo escenario sin las medidas del PNIEC, esto es, de 16.500 a 25.700 millones de euros”.

• Zonas de bajas emisiones y movilidad eléctrica

En poblaciones de más de 50.000 habitantes, los Ayuntamientos deberán marcar, antes de 2023, zonas de bajas emisiones en su planes de ordenación urbana, además de medidas para reducir las emisiones y facilitar la movilidad en bicicletas o a pie, sin olvidar el fomento del transporte público.

• Cerco al sector energético regulado

Las compañías eléctricas y gasistas tendrán prohibido destinar los recursos obtenidos a través de esta actividad a financiar sus negocios liberalizados. De esta forma, no podrán dar préstamos, prestar garantías o avalar préstamos de otras sociedades del grupo o partes vinculadas que realicen actividades liberalizadas u otras actividades ajenas al sector.

Además, el Gobierno tendrá información previa de cualquier operación mercantil que tanto Red Eléctrica como Enagás realicen. Esto quiere decir que podrán intervenir para aprobar o no la adquisición de otras empresas energéticas. El objetivo es que se centren en el negocio regulado de operadores y transportistas de los sistemas eléctrico y gasista.

• Cero hidrocarburos y más gases renovables

Se fomentará el uso de gases renovables, incluido el biogás, el biometano, el hidrógeno y no se prevé autorizar nuevos proyectos que tengan como protagonista a las energías fósiles o la explotación de hidrocarburos. A partir de ahora los beneficios fiscales a los productos de origen fósil deberán estar justificados por motivos de interés social o económico.

Con esta nueva Ley para el Cambio Climático se pone fin también al fracking (romper con agua y químicos a presión una roca para extraer gases).

Planes Nacionales de Energía y Clima

Los objetivos de esta ley se implementarán a través de sucesivos Planes Nacionales de Energía y Clima. El primero de ellos (2021-2030) permitirá reducir las emisiones en un 23 % respecto a 1990 al finalizar la presente década, duplicando el porcentaje de renovables en el consumo final, hasta un 42 %.

Para ello en 2030 las emisiones en el conjunto de la economía nacional deberán reducirse al menos un 20 por ciento respecto a 1990 y supone para España retirar una de cada tres toneladas que se emiten en la actualidad.

Reacciones a la transición ecológica para la reconstrucción económica de España

La CNMC valora positivamente la nueva norma. En términos generales la concibe como un marco de actuación necesario para impulsar la lucha contra el cambio climático “con una vocación transversal”. Dicha entidad plantea la necesidad de comenzar a trabajar en principios programáticos y medidas concretas de actuación, ya que se trata de acciones que afectarán a numerosos sectores de la economía de nuestro país.

En un reciente estudio publicado por la Agencia Internacional de las Energías Renovables (IRENA), “Global Renewables Outlook” se expone que por cada dólar invertido en estas tecnologías se retorna entre tres y ocho dólares. En una economía como la española, fuertemente castigada por la crisis del Coronavirus, supone una magnífica oportunidad de creación de riqueza y generación de empleo.

Por su parte, la Fundación Renovables se felicita por la aprobación de este Anteproyecto de la nueva Ley del Cambio Climático y la concibe como una norma imprescindible para “seguir el guion de la Transición Energética y servir de referencia para los planes en desarrollo para la recuperación y reconstrucción socioeconómica postpandemia”. No obstante, lamenta “la falta de ambición en esta inciativa legislativa”.

La UNEF tampoco ha querido dejar pasar la oportunidad de valorar positivamente el proyecto de Ley de Cambio Climático y Transición Energética y la define como “un marco institucional claro y estable que fija objetivos ambiciosos, pero coherentes con los compromisos de lucha contra el cambio climático que España ha adquirido”.

Desde la patronal eléctrica AELEC creen que “la recuperación económica debe posibilitar la transformación de la economía usando las inversiones verdes como palanca facilitadora de este cambio porque estas inversiones que faciliten la descarbonización aumentan, precisamente, la resiliencia, aseguran la sostenibilidad y mejoran la competitividad”.

  • Todos los agentes económicos se muestran optimistas con el PLCCTE

A todas estas entidades también se han unido voces del mundo empresarial, sindical, ONG, científicos, académicos y/o representantes de la cultura reclamando que la salida a la crisis económica provocada por la COVID-19 debe llevarnos a una “economía más sostenible y robusta”.

Empresarios, directivos, políticos, sindicatos, ONG, científicos, académicos y representantes del mundo de la cultura se han aliado para reclamar que la salida a la crisis económica del coronavirus que se pretende pactar en el Congreso suponga “una recuperación hacia una economía más sostenible y robusta”. Los 237 firmantes —entre los que hay empresarios y directivos como Ana Botín (Santander), Emilio Gayo (Movistar), Ignacio Sánchez Galán (Iberdrola) y Pablo Isla (Inditex)— cresaltan que España tiene «unas condiciones ideales para aprovechar las oportunidades” que se abrirán paso en toda Europa con la estrategia verde de recuperación que planea la Comisión Europea.

 

Fuentes: El Periódico de la Energía, Econoticias, El País, Energética 21, El Periódico de la Energía, RTVE, El Periódico de la Energía, Econoticias
Imagen: Freepik

0 0 vote
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
Ahora Subvencionado al 40%
Infórmate aquí
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x